top of page

GOPAL IBARRA

Actualizado: 8 jul 2020

Entrevista por Mauricio Fuentes para Interdram.

20 de mayo de 2020.

English


“No estamos con medias tintas, lo que busco es que cuestionen mis actos, que cuestionen todos mis escritos, pues mis ganas de hacer teatro son para molestar y plantear mi malestar, tanto al grupo de artistas que me rodea, como a la sociedad dormida y neoliberal en la que se construyen”.



Gopal Ibarra. Créditos fotografía Paulina Cortés.


Los hermanos Ibarra representan el opuesto de “Caín y Abel”. En ellos todo se complementa y se comparte. Como compañía, el resultado habla por sí solo. No solo se asisten en los roles- dramaturgo y director -, han sido capaces de reformatear la puesta en escena, principalmente con la inclusión de los llamados “elencos ciudadanos”: puestas de la escena expandida, con mucho sentido social e “identitario”. Ellos no solo convocan a una gran cantidad de público en las butacas, también lo hacen arriba del escenario, como una suerte de espejo, donde los chilenos diversos, nos miramos a nosotros mismos, nos reconocemos como sociedad y como pueblo.


“Hermanos Ibarra”, es la compañía que formaste con tu hermano, Visnu Ibarra, desde sus primeros montajes cuando, todavía, estudiaban en la escuela de Teatro. Luego, egresados, han pasado por diversas etapas de creación y crecimiento. ¿A qué se debe el afiatamiento, la complementación y los resultados exitosos de esta dupla? ¿Qué aspectos de su relación de hermanos, contribuyen a que funcionen como compañía, con una trayectoria larga?


Estudiar teatro es una de las cosas más lindas que me ha pasado en la vida, sobre todo compartir la educación junto a mi hermano y crear una compañía apenas entré a la carrera. En el liceo escribía poesía, llegando a la Escuela de Teatro del ARCIS, comencé a cambiar la poesía por el texto dramático. Mis grandes maestros, Radrigán y Griffero, me escuchaban la pluma, me la corregían y me la direccionaban de algún modo. En segundo año de escuela, es